jueves, 15 de diciembre de 2011

Taglioline all´arancia. Comer en colores.

imprimir página
LLevaba tiempo pensando cómo preparar esta pasta italiana. Quería que resultara un plato sencillo pero que a la vez sorprendiera, porque no es una pasta muy habitual. Son unos tallarines largos con fantástico color y aroma de naranja y que también saben a naranja. Con lo que las opciones para cocinarlos se reducen bastante. Al menos eso creo yo, que no se porqué todo el rato pensaba en cosas naranja para combinarlos. Me venían a la mente zanahorias, nísperos, mangos y papayas, calabazas, mandarinas, salmonetes, cabrachos y salmones, setas anaranjadas.... no he sido capaz de casarlos con otros colores!! Llamádme obsesiva, pero peor sería que lo viera todo gris, no? 
En realidad el color naranja estimula la mente y libera las emociones negativas. Es sinónimo de alegría, energía y felicidad.  Los alimentos de color naranja son ricos en betacaroteno, vitaminas A y C, potasio y ácido fólico. Nos ayudan a tener una buena visión, a mantener una piel sana y a reforzar nuestro sistema inmunitario. También es un color de otoño, mi estación favorita. Así que tampoco es tan extraño que quiera comer naranja... :D
Acabo de recordar la famosa dieta de los colores. Y no, no estoy proponiendo que cuando lleguéis de la compra coloquéis los tomates, el cabracho y el chorizo en el mismo estante, no va por ahí la cosa. Es que dicen los expertos que deberíamos comer cada día, alimentos de al menos 5 colores diferentes, para así asegurar una dieta equilibrada. Cada pigmento encargado de dar color a los alimentos contiene  propiedades y beneficios diferentes para nuestra salud. Por ejemplo, los verdes son ricos en luteína, potasio, vitamina C y ácido fólico,  los morados combaten el envejecimiento, los blancos disminuyen la presión arterial y el colesterol, los rojos tienen antioxidantes y mejoran la salud cardiovascular... ojo! el chorizo no se si cuenta.... jajaja
En fin, comamos en colores y viviremos mejor!!
Vamos con la recetina

Necesitaremos (para 2 personas)

2 filetitos de lomo de salmón, desespinado
180 gr de pasta a la naranja
100 gr de champiñones laminados
75 gr de setas variadas congeladas
1 diente de ajo
3 cucharadas de cebolla confitada
1 chorrito de vino blanco
Aceite de oliva, agua, sal fina, pimienta y sal maldom

En una sarten con un chorrito de aceite doramos el ajo picado fino. Agregamos los champiñones y las setas picados muy fino y salteamos bien. Añadimos el vino blanco y dejamos reducir. Salpimentamos y añadimos la cebolla confitada, un poquito de agua y dejamos cocer unos minutos. Pasamos por el pasapuré o la batidora si queremos una salsa mas fina. Yo preferí dejarla con tropezones.
Ponemos a hervir una cazuela con agua abundante, unos 2 litros, con sal y unas gotas de aceite. Cocemos la pasta durante 5 minutos justos, durante los cuales aprovecharemos para hacer los filetes de salmón a la plancha con un chorrito de aceite de oliva, de momento sin sal.
Una vez la pasta esté al dente, la sacaremos con unas pinzas para pasta, escurriéndola un poco y colocándola directamente en el plato, añadiremos unas cucharadas de la salsa de setas y el filete de salmón, al que pondremos una pizca de sal maldom.
Decoraremos con ralladura de naranja y una hojita de menta.





3 comentarios:

ALIMENTA dijo...

Te entiendo perfectamente! yo también soy así, doy vueltas y más vueltas a la cabeza hasta que al final hago la salsa o el plato que considero que es lo que buscaba.

Sabes que te ha quedado un plato de pasta excecional? debe estar riquísimo!! Por supuesto que voy a tomar nota de los ingredientes y de como lo has hecho! Que rico.

Que yo recuerde...creo que es la primera receta que pongo usando la pani.

Besitos guapa

La dieta mediterranea de Carmen dijo...

Uhmmm..te ha quedado delicioso, vaya plato de pasta más bueno.

Feliz Navidad!
Carmen
www.dietamediterraneasana.blogspot.com

Ralu. De camino a mi cocina dijo...

Me ha gustado mucho la propuesta de estos tallarines naranjas con salmón, tienen que estár deliciosos, un maridade estupendo. Bezitos!